• Reglas básicas para el maquillaje de novias
    Reglas básicas para el maquillaje de novias

    Reglas básicas para el maquillaje de novias

    En nuestro centro de estética y depilación en Ripollet nos ocupamos de sacarle el máximo partido a tu belleza, también el día de tu boda. Para ello existen una serie de reglas básicas que no deberíamos saltarnos. La primera de ellas es que no se debe abusar de los tono intensos en el colorete. Es importante que el maquillaje de la novia se vea y le dé cierto color al rostro, pero se debe huir de los excesos. Uno de los errores más habituales es utilizar demasiado colorete, bien sea rosado o coral. En el otro extremo estaría utilizar un maquillaje de novia demasiado natural y que la protagonista esté pálida o descolorida. Esto tendría después su impacto en las fotos de recuerdo de la boda. Si no te gustaba que se note demasiado el maquillaje, apuesta por tonos tierra, que son ideales para temporadas cálidas y para novias morenas. 

    En SUNAILS  sabemos que también es muy importante tener en cuenta el maquillaje con el horario en el que se celebre la boda, ya que si la boda es de día, se deben utilizar tonos más claros, y sin embargo, si es de noche, se puede utilizar más el brillo, marcar los ojos con negro y utilizar lápiz labial de colores brillantes. No es conveniente utilizar sombras de color verde, rojo o azules, salvo que quieras un maquillaje de novia retro. 

    Por último, decirte que es adecuado utilizar productos a prueba de agua el día de la boda, ya que es bastante habitual que la novia se emocione y llore, evitando así que la máscara  o el delineador terminen impregnados por la cara. Acude a nuestro centro de estética y depilación en Ripollet si vas a casarte y que asesoraremos sobre lo que más te conviene.

  • Una manicura siempre perfecta
    Una manicura siempre perfecta

    Una manicura siempre perfecta

    Quienes trabajamos en un centro de estética y depilación en Ripollet, Barcelona, sabemos que cada vez son más las clientas que acuden a nosotros porque quieren lucir unas manos perfectas todos los días del año. La mejor solución para ello es, en muchos casos, ponerse unas uñas de gel o porcelana.

    Llevar las manos con una manicura bien hecha ofrece una buena imagen. Por eso, las personas que se comen las uñas, a las que se le rompen con frecuencia o quienes no saben pintarse bien las uñas, terminan por acudir a nuestro centro de estética y depilación en Ripollet para que sea un equipo de profesionales quienes se encarguen de ponerles uñas artificiales.

    Pese a que muchas personas se creen que las uñas de porcelana o de gel son absolutamente iguales, realmente hay diferencias importantes entre ellas.  Las uñas de porcelana necesitan de un molde, que se coloca por debajo de la uña y que se va rellenando con este material. A continuación se le va dando la forma y longitud a la uña, según el gusto de la cliente. Además, también se pueden hacer más gruesas o finas. Una de las ventajas de estas uñas es que pueden pintarse como quiera la cliente, ya que aceptan todo tipo de esmaltes, dibujos, etc. y duran mucho más que los dibujos que te hagas en gel.

    Por el contrario, las uñas de gel se ponen encima de la propia uña gracias a un pegamento. Las uñas suelen quedar tan naturales que cualquiera tendría que fijarse mucho, para darse cuenta que no son reales. Pide una cita para hacerte la manicura en Sunails.